Starlink en México no es para todos, sino es que para nadie

En un país con tantas desigualdades sociales y económicas, donde apenas uno de cada tres hogares tiene servicio de internet tradicional, se estrenará formalmente el servicio de Starlink, un internet satelital que si bien no busca competir con la fibra óptica o el 5G, resulta casi inaccesible para la mayoría de los mexicanos.

 

Apenas ayer se hizo el anuncio oficial de que esta red ya está disponible en México, por lo que ya es posible hacer los pedidos para que a partir de agosto lleguen los primeros kits de instalación.

 

¿Qué es Starlink?

 

El dueño de esta empresa es Elon Musk, un multimillonario idealista que además de ser el hombre más rico del mundo, es dueño de la empresa aeroespacial SpaceX y de la marca de autos eléctricos Tesla, ambos giros no diseñados para todo el mundo.

 

Starlink es una red que pretende poner en órbita más de 12,000 satélites que hagan las telecomunicaciones más rápidas y efectivas de lo que son actualmente.

 

 

En el caso del internet, actualmente hay 1,700 satélites que ofrecen un servicio más dinámico por estar más cerca de la tierra, por lo que es posible captar la señal con una pequeña antena que se coloca en el techo o un lugar abierto.

 

Esto reduce un paso en el proceso de las empresas tradicionales pues no es necesario contar con cables para que la conexión pueda llegar a una casa u oficina.

 

¿Cuánto cuesta?

 

Este servicio no es para todos, es más, no es para casi nadie ya que tiene costos exorbitantes en comparación con las empresas tradicionales de internet alámbrico.

 

Para el caso de México, los interesados deberán pagar de arranque 15,720 pesos por el hardware, es decir, la antena, el enrutador Wi-Fi, la fuente de alimentación, cables y la base para su colocación.

 

De acuerdo con Starlink, el trípode de montaje está diseñado para una instalación a nivel de suelo o para dar soporte a una configuración de inicio rápido a fin de evaluar su conexión a Internet.

 

Esto quiere decir que el servicio no es móvil, ya que no puedes contratarlo para tu celular, y solamente por el servicio fijo debes pagar 2,299 pesos al mes, seis veces más que el paquete más económico de empresas como Telmex, que es de 349 pesos mensuales.

 

En Estados Unidos y algunos países de Europa donde la señal ya funciona desde hace unos meses, se ha reportado que la velocidad del internet es de aproximadamente 100 a 150 megabits por segundo, además de que tiene una latencia de 20 a 40 milisegundos.

 

¿A quién está dirigido?

 

Por su precio y velocidad, que es más baja que la que prometen muchas empresas alámbricas, resulta prácticamente inviable para muchas familias costearlo, entonces surge la pregunta ¿a quién está dirigido?

 

 

El sistema está pensado para dar el servicio en zonas rurales o donde actualmente no existe la infraestructura para proveer internet tradicional.

 

Si bien en estas zonas los habitantes tampoco tienen los ingresos para pagarlo, se piensa más en escuelas, oficinas comunitarias o asociaciones civiles que tienen la necesidad de acceder a internet.

 

Conforme el número de satélites aumenten, Elon Musk ha expresado sus deseos de que se vuelva un sistema más global que permita llevar el servicio a la mayoría de los hogares, una situación que al menos por ahora luce muy complicada.

Notas Relacionadas